Menú
Cinco consejos para lucir melena en primavera

MELENA AL VIENTO

Cinco consejos para lucir melena en primavera

La primavera no sólo la sangre altera, así que prepara tu cabello para la nueva estación con unos consejos útiles y sencillos.

Consejos para lucir una melena bonita en primaveraConsejos para lucir una melena bonita en primavera

A todas nos gusta lucir una bonita melena, pero lo cierto es que es un peinado que supone numerosos cuidados y esfuerzos para mantener el pelo sano y con buen aspecto. Cuanto más largo tengamos el pelo más lo habremos de cuidar, pues estará expuesto a más invasiones, debido al tiempo que ha pasado desde su nacimiento.

Con el paso del tiempo el pelo 'más viejo' se vuelve débil y los efectos externos hacen mella en él. Además de los productos que usemos, como tintes, o costumbres que tengamos, como usar el secador o las tenacillas, hay otros aspectos que no podemos controlar. El cambio de temperatura, la humedad, el calor, el frío... también afectan a nuestro cabello.

En determinadas épocas del año debemos prestar un cuidado especial a nuestra melenaEn determinadas épocas del año debemos prestar un cuidado especial a nuestra melena

Por ello en determinados momentos, como el cambio de estación, es importante prestar especial cuidado a nuestro pelo, más aun si lo que queremos es lucir una bonita melena. El cambio de temporada es especialmente importante en este sentido y la primavera con su subida de temperaturas y primeros rayos de sol uno de esos momentos en que hay que prestar especial atención al cabello.

No sólo lo cuidaremos para el momento presente, sino que también lo prepararemos para el futuro más cercano. Mimar ahora la melena supone disfrutar de pelo sano y bonito durante la temporada estival. En el artículo de hoy de Bekia os vamos a dar cinco consejos para lucir melena en primavera.

Un buen corte

Seguro que has oído muchísimas veces comentar a madres, tías y abuelas lo importante que es un buen corte de pelo. Si es una creencia que ha pasado de madres a hijas durante años será que es cierto. Y lo es. Un buen corte de pelo nos permite moldear el peinado como nosotras queremos y también evita la aparición de algún que otro agente indeseado como los remolinos, ese mechón rebelde que se va hacia el lado contrario y las puntas abiertas.

Cortar el cabello regularmente estimula su crecimientoCortar el cabello regularmente estimula su crecimiento

Sin embargo cuando queremos lucir melena tendemos a pensar que tenemos que renunciar a cortarnos el pelo y dejar que crezca y crezca hasta que llegue al largo que deseamos. No es así. Para empezar, cortarse el cabello de manera regular estimula el crecimiento del cabello, que es al fin y al cabo lo que buscamos.

Además, el pelo no crece exactamente igual ni en la misma proporción, por lo que de vez en cuando hay que repasar el corte para que el cabello luzca como realmente queremos.

Un cabello sano empieza por las puntas: hay que sanearlo cuando están abiertasUn cabello sano empieza por las puntas: hay que sanearlo cuando están abiertas

Y por último, un cabello sano empieza por las puntas. No hay nada peor, desde el punto de vista estético, que una melena con puntas abiertas. Si nos va a sanear el pelo y nos va a hacer lucir mejor, ¿por qué somos tan reacias a cortarnos las puntas?

Probablemente porque todas hemos tenido a alguna peluquera que nos traumatizó al descubrir que nuestro "córtame solo las puntas" ella lo tradujo como "arrasa con toda la melena". Es hora de dejar atrás ese pavor y buscar una peluquera de confianza que realmente entienda lo que es cortar las puntas.

La hidratación es clave para lucir una melena bonita en primaveraLa hidratación es clave para lucir una melena bonita en primavera

Hidratación extra

Para que una melena luzca bonita la clave es la hidratación. Así que una vez que se ha saneado el cabello con un buen corte hay que hacer todo lo posible para mantenerlo hidratado durante la primavera, más aun después de lo que 'ha sufrido' con el frío y la humedad.

Las condiciones meteorológicas del invierno tienden a hacer que el pelo se vuelva más quebradizo y pierda su brillo natural. Productos específicos de hidratación le ayudarán a lucir más sano y, por lo tanto, más bonito. El mejor modo de darle a la melena esa hidratación extra que necesita es, además de tratamientos específicos que podéis conseguir en la peluquería, con la aplicación de mascarillas de manera regular.

Crea tu propia mascarilla con el aceite de olivaCrea tu propia mascarilla con el aceite de oliva
Basta aplicarla una vez a la semana al lavaros el pelo y notaréis como en poco tiempo su aspecto cambia. Podéis optar por una de las muchas propuestas que las marcas comerciales lanzan al mercado o incluso prepararla vosotras mismas en casa. Es muy fácil y se necesitan ingredientes que todos tenemos a mano, como el aceite de oliva, el aguacate o la miel.

Mezcla tres cucharadas de aceite de oliva y dos huevos y aplícalo desde la media melena hasta las puntas y déjalo actuar 20 minutos antes de aclarar con agua templada. Puedes cambiar esos ingredientes por un aguacate molido con una cucharada de miel o un plátano, también machacado, con dos cucharadas de aceite de oliva. El procedimiento es el mismo.

No abuses del secador

Uno de los principales peligros para una melena es la aplicación excesiva de calor sobre ella. Los secadores, planchas y tenacillas son necesarias para lucir una bonita melena, pero también son uno de sus mayores enemigos. Así que hay que encontrar el equilibrio que permita seguir usándolos sin dañar el cabello. Para ello lo primero es utilizar productos específicos para proteger el pelo cuando vayamos a utilizar alguno de estos aparatos.

Reduce el uso del secador todo lo que puedas para proteger tu pelo Reduce el uso del secador todo lo que puedas para proteger tu pelo

Luego es reducir su uso en la medida de lo posible. Cuando llega al calor no es necesario tirar siempre de secador, puedes dejar que el pelo se seque a su aire. Una vez seco puedes dar forma al peinado con el secador o pasar las planchas o las tenacillas para definirlo. De este modo se reduce de manera considerable la exposición al calor y con ella los daños que se le pueden infringir.

Protegerse del sol

El de los secadores no es el único calor que puede afectar negativamente a nuestra melena. El sol también puede resecarla e, incluso, quemarla. Es por ello que cuando vayamos a estar expuestas mucho tiempo al sol debemos tener a mano productos para proteger el pelo, al igual que utilizamos crema protectora del sol para el cuerpo. Nunca viene de más, tampoco, usar sombreros, gorros, pañuelos... que eviten la exposición tan directa del sol sobre el pelo.

El sombrero es un bonito complemento que protege tu melena del sol primaveralEl sombrero es un bonito complemento que protege tu melena del sol primaveral

Aprovecha también el buen tiempo para dejar al pelo respirar y luce la melena al viento. Evita los moños muy tirantes y las colas de caballo o trenzas extremadamente rígidas. El pelo necesita respirar para estar sano y no volverse quebradizo.

Dale luz al cabello

El sol, al margen de los daños que nos pueda provocar, también da un brillo especial al pelo. En verano hace que se nos claree algún tono, que acaba por desaparecer cuando vuelve el frío. Y es que cuando hace calor no hay pelo más bonito que una melena con luz, brillo... vida, al fin y al cabo. Y eso podemos conseguirlo de dos maneras.

Lo natural es esperando que el sol nos cree esos reflejos más claros que nuestro tono habitual. Es algo que probablemente no ocurrirá hasta que esté bien entrada la primavera. La artificial, más rápida y efectiva, es crear ese tono a base de tinte. Ese u otro que queramos. Bien podemos cambiar toda la tonalidad de la melena o podemos apostar por mechas o reflejos.

Hasta que llegue el sol del verano puedes dar luz a tu melena con unas mechasHasta que llegue el sol del verano puedes dar luz a tu melena con unas mechas

Las mechas californianas seguirán siendo un acierto en la próxima temporada estival, al igual que tintar algunos mechones de pelo con colores vivos como el verde, el azul o el rosa. Al fin y al cabo cuando hace calor es tiempo de diversión y eso también se nota en nuestra melena.

Te puede interesar