Menú
Forma de los ojos: conoce la tuya y presume de mirada

TRUCOS DE BELLEZA

Forma de los ojos: conoce la tuya y presume de mirada

Los ojos son el elemento que más destaca en nuestro rostro. Conoce qué forma tienen los tuyos y aprende a sacarles partido.

Los ojos, el principal centro de atención del rostro Los ojos, el principal centro de atención del rostro

Conocer la forma de tus ojos es muy importante. En primer lugar, está demostrado que son precisamente los ojos los elementos que más llaman la atención de la cara. Además, la mirada puede decir mucho de nosotros mismos: refleja el estado de ánimo y es un buen elemento de comunicación no verbal.

Se trata de una poderosa arma de seducción que también tiene el incentivo de que, por lo general, es en lo primero en se fijan los demás. Por algo será que la mayoría de productos del sector de la belleza están especialmente diseñados para aportar un plus diferencial a nuestros ojos con el fin de que resulten más atractivos.

En este contexto es fundamental volver a la idea de la importancia de conocer la forma de los ojos para saber cómo sacar el máximo partido a nuestra mirada. Y es que las primeras preguntas que se nos vienen a la cabeza cuando comenzamos a maquillarnos suelen ser: ¿qué tipo de sombras y qué colores voy a utilizar?, ¿cómo aplicarlas? ¿y el eyeliner?, ¿me es necesario utilizar máscara de pestañas?

Esto se debe a que en torno a los ojos gira el resto del maquillaje. Por ello, cuando buscamos resaltar nuestros labios lo que hacemos es quitar importancia a los ojos procurando maquillarlos de la forma más natural posible.

Aprende cómo maquillarte según la forma de tus ojos Aprende cómo maquillarte según la forma de tus ojos

Pero es que además de ser el eje central de la respuesta a estas preguntas, conocer cómo son nuestros ojos también puede llegar a influir incluso la forma de nuestras de cejas y el peinado que más nos va a favorecer.

Con todo, en Bekia Belleza hemos realizado una selección de las formas de ojos más comunes así como de sus características, cómo reconocerlos y algunos tips de belleza para sacarles el máximo partido.

Antes de empezar, cabe destacar que lo primero es delimitar el tamaño (si son grandes o pequeños) ya que los ojos, no por tener una dimensión u otra adoptan una forma determinada. Si bien es cierto, la mayoría de los ojos presentan un tamaño proporcionado, es decir, a simple vista no llaman la atención por ser ni muy grandes ni muy pequeños. Una vez que tenemos en cuenta estos aspectos, el siguiente paso consiste en definir la forma propiamente dicha.

Ojos pequeños

Características: Siguiendo con la idea que veníamos señalando, a grandes rasgos los ojos pequeños son aquellos que en proporción con el resto de la cara (cejas, nariz, labios) tienen un tamaño más bien reducido y destacan poco.

Ojos pequeños Ojos pequeños
Ademas, tienden a presentar una forma alargada, por lo que dentro de esta tipología también se incluyen los ojos rasgados propios de los asiáticos.

Cómo identificarlos: La mejor forma para poder apreciar bien el tamaño de nuestros ojos es sin maquillaje. Por lo general, el tamaño es algo que tiende a apreciarse a simple vista.

Cómo maquillarlos: Como explicamos, los trucos principales para ampliar la mirada consisten en apostar por unas sombras de ojos claras, alargar las pestañas y no abusar del eyeliner puesto que al incidir sobre el contorno lo que hace es cerrar la mirada.

Ojos grandes y prominentes

Características: Por su tamaño tienden a destacar aunque no estén maquillados. Tienden a tener una forma más redondeada. Dentro de esta categoría se pueden englobar los ojos saltones, puesto que debido a que el globo ocular se percibe de forma más prominente en este tipo de ojos, el tamaño también es mayor y los párpados en ocasiones, se aprecian poco.

Cómo identificarlos: Estos ojos, al igual que los pequeños, son fácilmente identificables por su tamaño y porque, cuando te miras al espejo o te miran los demás, es lo que más llama la atención.

Tips de belleza para ojos saltones Tips de belleza para ojos saltones

Cómo maquillarlos: Existen una serie de trucos de maquillaje que ayudan a lograr que los ojos no destaquen en exceso. Descartar las sombras claras y apostar por las más oscuras es la opción más recomendada para conseguirlo.

Ojos hundidos

Características: Son todo lo contrario a los ojos saltones. Por lo general, la piel del párpado se percibe de manera más prominente en el borde exterior que en el extremo interior. En ellos también se percibe una especie de "hueco" debajo del hueso de las cejas hacia la parte interna.

Cómo identificarlos: Otro sistema para clasificar nuestra mirada consiste en prestar atención al pliegue de nuestros ojos, esa zona que se encuentra bajo el hueso sobre el que están las cejas. Con los ojos abiertos, comprueba cómo se ven tus párpados. Si únicamente los párpados se aprecian en los extremos exteriores pero esta zona se estrecha de manera muy definida conforme avanza hacia el extremo interno, la forma de tus ojos es hundida.

En los ojos hundidos se aprecia una especie de 'hueco' bajo las cejasEn los ojos hundidos se aprecia una especie de 'hueco' bajo las cejas

Cómo maquillarlos: El maquillaje para ojos hundidos debe aportar brillo y destacar los ojos hacia el exterior. Si para los ojos grandes había que evitar las sombras claras y apostar por los tonos oscuros, en esta ocasión es exactamente lo contrario: emplea siempre tonos nacarados y claros para dar luz.

Ojos caídos

Características: Los extremos de los ojos presentan una forma en caída hacia abajo. La forma de los párpados y el contorno de los ojos influye en gran medida y son uno de los elementos que más definen este tipo de miradas.

Efecto claroscuro Efecto claroscuro
Cómo identificarlos: De nuevo recurriendo al sistema anterior podrás comprobar si tu ojos tienen esta forma. Pon atención a si tus párpados se perciben de manera destacable a lo largo de tus ojos ya que es cuando los párpados ejercen peso sobre los ojos aunque estén abiertos cuando la mirada parece algo caída.

Cómo maquillarlos: En este caso, el objetivo es levantar la mirada. Para ello, la mejor apuesta es combinar las sombras de distintas tonalidades (más o menos intensas) para crear un efecto de claroscuro. Aplicando las sombras más oscuras en los extremos ayudará a conseguir este efecto.

Ojos almendrados

Características: Tienen una forma simétrica y una posición más recta aunque sí que los bordes se inclinan ligeramente hacia arriba. Se llaman así porque su aspecto es similar al de una almendra y suele ser la más común. Dado que se considera la más perfecta por su simetría, muchas personas se depilan las cejas de una forma concreta para dar a sus ojos una forma más almendrada.

Cómo identificarlos: Siguiendo con el mismo método, observa tus párpados para saber si, por el contrario en relación al tipo anterior, el párpado se aprecia fácilmente a lo largo de ellos y sin destacar demasiado, tus ojos tienen una forma normal o de almendra.

Los ojos almendrados son los más simétricos Los ojos almendrados son los más simétricos

Cómo maquillarlos: Al ser una tipología más simétrica, una de las ventajas que tiene es que admite todo tipo de maquillajes. Un factor a tener en cuenta en este caso es el color de los ojos para encontrar la gama de sombras que más favorezcan.

Ojos apartados o separados

Características: Son poco frecuentes ya que, como referencia, son aquellos que se colocan más alejados de la nariz y en una posición más central dentro del conjunto del rostro.

Comprueba la distancia de tus ojos a la nariz Comprueba la distancia de tus ojos a la nariz
Cómo identificarlos: Para conocer si tenemos los ojos separados o juntos, la forma más recurrida es la siguiente: cuando estés frente al espejo, observa bien los espacios internos de las esquinas de cada ojo con respecto al tabique nasal y más concretamente, la distancia que existe al respecto. Si esta distancia con respecto al ancho de tu ojo es mayor, tienes los ojos separados.

Cómo maquillarlos: El truco de maquillaje para estos ojos debe enfocarse en crear un efecto que los una, lo que se consigue aplicando el delineado con un énfasis mayor en la parte interior o cercana al lacrimal que en los extremos. Con esta misma idea, la máscara de pestañas debe de aplicarse en mayor cantidad en la parte inicial.

Ojos juntos

Características: Los lagrimales tienden a estar muy próximos a la nariz. Este tipo de ojos además, tiende a tener forma redondeada y un tamaño grande.

Cómo identificarlos: Si siguiendo con el método anterior aprecias que, por el contrario, el ancho de tu ojo es menor, tienes los ojos juntos. En cualquier caso, si no llegas a apreciar bien esta diferencia, puedes probar a medir esta distancia con una regla o incluso compararla tomando tus dedos como referencia.

Apuesta por el eyeliner para crear un efecto de separación en tus ojos Apuesta por el eyeliner para crear un efecto de separación en tus ojos

Cómo maquillarlos: El maquillaje debe dedicarse a separarlos visualmente. Para empezar, lo primero que hay que hacer es incidir con el maquillaje y el eyeliner de la mitad hacia la parte exterior, para destacar más el extremo externo y que la mirada de los demás vaya hacia esa zona.

Te puede interesar