Menú
Cómo maquillarse una mancha de nacimiento
Cómo maquillarse una mancha de nacimiento

TRUCOS MAKE UP

Cómo maquillarse una mancha de nacimiento

Antes de comenzar a realizar cualquier tipo de maquillaje es fundamental preparar la piel aplicando crema hidratante unos minutos antes.

El maquillaje se puede usar para infinidad de cosas; a fin de cuentas, no es más que una herramienta que nosotros utilizamos para lo que nos interese en un momento determinado. Se puede usar para dibujar un eyeliner que haga que los ojos parezcan más rasgados, más grandes o incluso más pequeños; puede servir como complemento de un disfraz, para dar color a un rostro que por un motivo u otro se encuentra apagado, e incluso para disimular una mancha de nacimiento. Las oportunidades son infinitas, porque todo depende de lo creativa que sea la persona que se maquille y de las ganas que tenga de salir de su zona de confort ¡Y hay que saber usar el maquillaje de la forma correcta!

Cuando vayamos a maquillar alguna mancha de nacimiento es fundamental primero hidratar la pielCuando vayamos a maquillar alguna mancha de nacimiento es fundamental primero hidratar la piel
No todo el mundo tiene la misma habilidad con el maquillaje, y esto también influye mucho en lo que podamos o no hacer con él, por supuesto. Volvamos al ejemplo de la mancha de nacimiento, puesto que precisamente eso vamos a hacer hoy, aprender a cubrir una marca de este tipo. Para saber disimular correctamente una mancha de nacimiento hay que conocer unas técnicas, tratar de ser discreto a la hora de trabajar la mancha en cuestión y, sobre todo, saber qué productos usar. Nadie nace sabiendo y, teniendo esto en cuenta, hoy hemos querido dedicar nuestro tiempo a ayudar a todo aquel que quiera tapar una mancha de nacimiento con maquillaje y no sepa cómo.

Hay que recordar, no obstante, que las manchas de nacimiento no deben ser jamás algo que acabe provocando un complejo. Son algo que distingue a la persona, un gesto característico, y aunque en ocasiones se quiera tapar por un motivo u otro, nadie debería usar el maquillaje como máscara. ¡Que el maquillaje sea para ti una forma de expresión, y no una obligación!

Qué necesitas para disimular una mancha de nacimiento

Este tipo de marcas son relativamente sencillas de disimular, pero hay que tener cuidado porque si se abusa del producto con el que se esté tapando, puede acabar dando un resultado poco creíble. Si tratas de taparte un lunar que tiene relieve, por ejemplo, debes saber que ese relieve difícilmente desaparecerá; podrás hacer que llame menos la atención, pero no harás que esté completamente cubierto. No obstante, si estamos hablando de una mancha sin ningún tipo de relieve, esta sí que se puede cubrir sin ningún tipo de problema.

Hay que dejar bien limpia la piel antes de maquillar la mancha de nacimientoHay que dejar bien limpia la piel antes de maquillar la mancha de nacimiento
Lo primero que debes de tener en cuenta son los productos que necesitarás, que serán: una crema hidratante, un primer (muy importante que se ajuste a tu tipo de piel, a tus necesidades y al clima concreto que haga ese día), un corrector facial (preferiblemente líquido o en crema), una base de maquillaje y un polvo (compacto o suelto, depende mucho de lo que mejor le vaya a tu piel). No olvides que la base debe ser de tu tono exacto, y ajustarse a tu tipo de piel; esto último es fundamental con todos los productos de cosmética que uses, puesto que de otro modo nunca conseguirás los mejores resultados posibles. En cuanto al corrector, este no puede ser de un tono más bajo que el de tu piel, sino de uno igual; en este caso no lo vamos a usar para iluminar, sino sencillamente para corregir. Así pues, con todo listo, ¡comencemos!

1. Prepara la piel

Antes de comenzar a maquillarte, es necesario siempre limpiar el rostro de la mejor manera posible, así como hidratarlo. Esto hará que el maquillaje se mantenga intacto mucho más tiempo, y que se vea más limpio, más cuidado.

Tras haber limpiado e hidratado la piel, aplica tu primer. Aunque hay quien se salta este paso, el primer es un producto que permite una mayor adherencia del maquillaje. Dependiendo del primer que uses conseguirás también una piel más matificada, una más tersa o una más brillante; elige el acabado que mejor vaya con tu estilo.

Es recomendable aplicar la base con una esponja y a toquecitos suaves para cubrir toda la mancha de nacimientoEs recomendable aplicar la base con una esponja y a toquecitos suaves para cubrir toda la mancha de nacimiento

2. Aplica la base de maquillaje

Con el primer ya seco y el rostro preparado, puedes pasar a aplicar la base de maquillaje que hayas elegido. Hay tantas en el mercado que puedes optar por la que prefieras, pero procura que siempre se ajuste a tu tono de piel y a tus necesidades específicas. De nada te sirve usar una base matificante si tu piel es excesivamente seca porque, a menos que hidrates más de la cuenta y uses un primer con base oleosa, eso solo provocará que tu rostro quede acartonado. Lo ideal sería que aplicaras la base con una esponja, puesto que es la técnica con la que se consigue un acabado más natural.

3. Pasamos al corrector

Tras haber aplicado la base, puedes pasar al corrector. Este debes usarlo sobre todo en la mancha de nacimiento, puesto que es lo que te permitirá cubrirla por completo. Hay distintos tipos de correctores: unos más líquidos, otros en crema, unos que cubren y resecan más, otros que hidratan... Trata de elegir el que más le vaya a tu tipo de piel. Si no sabes cómo hacerlo, siempre puedes acudir a una tienda especializada y preguntar, explicando bien las características de tu rostro.

Para fijar el maquillaje puedes usar polvos compactosPara fijar el maquillaje puedes usar polvos compactos
Aplícalo en la zona de tu mancha de nacimiento, y ve esparciéndolo a toques suaves con una esponja humedecida. Si ves que con una capa no es suficiente, intenta dar otra, pero ambas ligeras; de nada te sirve aplicar una capa más gruesa, aparte de para robarle naturalidad a tu rostro. El truco en este punto es acertar bien con el tono del corrector y, sobre todo, trabajar despacio y con cuidado.

4. Fija todo el maquillaje

Una vez finalizado el trabajo, y corregida la mancha, no tendrás más que fijar bien todo el maquillaje. Puedes hacerlo o bien con polvos compactos o bien con polvos sueltos, pero siempre deben ser translúcidos. Si usas polvos con color, lo único que harás es aportar más cobertura, acartonar tu piel y hacer que el resultado sea mucho más artificial. Una piel que se vea demasiado "tapada" podría acabar dando una sensación contraria a la que buscas y, sobre todo, te haría sentir incómoda a lo largo del día. Si quieres, tras los polvos puedes usar un spray fijador para que todo esté aún más asegurado. ¡Y a disfrutar de un maquillaje perfecto durante muchas horas!

Te puede interesar