Menú
Prevenir y curar la forunculosis
Prevenir y curar la forunculosis

TRATAMIENTO

Prevenir y curar la forunculosis

La forunculosis es una infección cutánea contagiosa que se produce por ausencia de una higiene adecuada o por tener un sistema inmunitario debilitado.

El forúnculo es una infección cutánea de pequeño tamaño, pero es una de las más dolorosas que podemos sufrir. Molesto, antiestético y contagioso son algunos de los adjetivos que podemos usar para definir a un forúnculo y que lo convierten en poco apetecible. Cuando se presentan varios al mismo tiempo y en el mismo espacio, algo que puede ser más habitual de lo que desearíamos, se considera que sufrimos forunculosis, una enfermedad de la piel que tiene cura. Eso sí, el tratamiento suele durar unas dos semanas hasta que desaparecen los forúnculos.

La forunculosis suele producirse por la ausencia de una higiene adecuada, aunque hay ciertas personas más propensas a sufrirla que otras. Son los enfermos de diabetes los que tienen una dermatitis severa y aquellos que tienen un sistema inmunitario debilitado. Zonas del cuerpo húmedas tales como las axilas, las ingles, los pechos, el cuello o las piernas son en las que suelen aparecer con más frecuencia. También pueden aparecer en la cara, lo que lo convierte en difícil de ocultar de la vista de los demás y obligan a desistir de realizar cualquier tratamiento de belleza.

Cómo identificar un forúnculo

Parece una picadura

Los síntomas de la forunculosis son más que evidentes. Todo comienza cuando detectamos un forúnculo, algo de lo más sencillo porque en un principio parecen picaduras, pero en lugar de escocer duelen. Además de llamar la atención físicamente sobre la piel suelen venir acompañados de un intenso dolor que se agudiza. Es prácticamente imposible no darse cuenta de que se tiene uno. Por si fuera poco en los primeros días aumenta de tamaño, para hacerse aún más evidente y dejando claro qué es.

Forunculosis, una infección que puede aparecer en la caraForunculosis, una infección que puede aparecer en la cara

También puede confundirse con una espinilla

El forúnculo es una afección cutánea, así que suele estar a simple vista. Al principio puede llegar a confundirse con una espinilla, una picadura de algún insecto e incluso una reacción alérgica a algún producto de belleza, pero pronto nos daremos cuenta de que no se trata de ninguna de esas opciones. Tiene un tono rojizo y la piel de alrededor adquiere un color lívido al que, en pocos días, acompaña una pústula amarilla en el centro.

La forunculosis más severa se conoce como ántrax

El forúnculo puede crecer hasta alcanzar el tamaño de una pelota de golf, pero solo en los casos más extremos. En la mayor parte de los casos solo tiene un par de milímetros de diámetro. También pueden presentarse varios en la misma zona, por lo que hablaríamos de una forunculosis más severa a la que también se conoce como ántrax.

La cosa se complica y su imagen es aún más desagradable porque se ven como varios puntos de pus, prácticamente unidos unos con otros, lo que supone que el dolor también se incrementa de manera considerable. A ello hay que sumar que en esa parte de la piel suele haber células muertas. La imagen es de lo más desagradable y, en función de en qué parte del cuerpo se encuentre puede llegar a dificultar, y mucho, el desarrollo normal de la rutina diaria.

Tratamiento de forunculosis

En ocasiones la presencia de un forúnculo en la piel viene acompañada de malestar general y fiebre, porque no hay que olvidar que se trata de una infección. En ese caso el médico recomendará tomar antibióticos por vía oral para bajar la temperatura a la espera de que el tratamiento para la forunculosis tenga efecto.

Entre sus síntomas está la fiebreEntre sus síntomas está la fiebre

La forunculosis es una infección cutánea por estafilococos que no puede combatirse con medicamentos ni ungüentos, sino con calma. Se puede realizar una cura diaria, incluso dos, a fin de que el proceso sea lo más rápido posible, pero se ha de tener en cuenta que durará unas dos semanas. En caso de que pasado ese tiempo no haya remitido hay que consultar con el médico.

Al igual que ocurre con una espinilla no podemos tocar un forúnculo porque es peor, se haría mayor la infección. Y, al igual que el acné, también deja cicatrices sobre la piel cuando desaparece. Para conseguir eliminarlo tiene que supurar, pero debe hacerlo por sí sólo, no podemos pincharlo ni explotarlo a fin de sacar el pus de su interior. En ese caso la infección sería mayor y la cura tardaría más tiempo en producirse. Una vez supure y expulse el pus no debería volver a aparecer, aunque pueden darse casos en que se repita la forunculosis.

Posibilidad de contagio de la forunculosis

No hay que tocarlo

El único remedio aplicable es el de colocar compresas húmedas y calientes sobre el forúnculo. De este modo de facilita que supure sin tocarlo. De paso, mantenemos la zona debidamente limpia porque la higiene es algo a tener muy en cuenta. La forunculosis es muy contagiosa, tanto entre personas como a uno mismo. Es necesario extremar las precauciones y no compartir instrumentos de higiene o belleza con otras personas si la padecemos.

El forúnculo en la espalda es el más peligrosoEl forúnculo en la espalda es el más peligroso

Lavarse bien las manos

Cada vez que se coloquen compresas sobre el forúnculo, hay que lavarse correctamente las manos para evitar llevar la infección a otra parte del cuerpo. Lo mismo ocurre si es otra persona la que nos hace la cura. Es por ello que es más que recomendable el uso de guantes y que cuando se utilicen otros elementos como las propias compresas o toallas se usen solo para este tratamiento y se laven o tiren una vez hecha la cura. Se recomienda lavar la zona de la piel afectada con jabones antibacterianos mientras dure la cura.

La higiene es fundamental

Una correcta higiene es básica cuando se está realizando el tratamiento de forunculosis, pero una vez se ha tenido deben extremarse las precauciones para evitar que se repita en un futuro. Se dice que el 60% de la población es propensa a sufrirla y en la mayor parte de los casos puede evitarse con una adecuada higiene corporal.

Hay que acudir a consulta médica

Aunque la cura de un forúnculo puede realizarse en casa, sin necesidad de ir al médico, hay ocasiones en que requerirá la asistencia sanitaria. Es el caso de que se presente forunculosis con demasiada asiduidad. Puede ser síntoma de un problema mayor, como tener las defensas bajas o inmunodeficiencia.

Si tienes un forúnculo, evita el maquillaje a toda costaSi tienes un forúnculo, evita el maquillaje a toda costa

Aunque la forunculosis suele ubicarse en las extremidades, pueden encontrarse forúnculos en la cara y la espalda. Son los más peligrosos, especialmente este último que puede afectar a la columna vertebral y tener consecuencias severas.

Prohibiciones para la forunculosis

Evita el maquillaje

Cualquier forúnculo debe dejarse limpio para que supure correctamente y desaparezca, nunca debe taparse con productos de belleza como el maquillaje. Es por ello que tanto los que aparecen en la cara como en la espalda pueden ser eliminados con cirugía, de modo más rápido y evitando que se reproduzcan.

Facilita el drenaje

La intervención quirúrgica se reserva para casos realmente especiales. También puede ser requerida cuando se detecta un forúnculo en un orificio nasal o en el oído, dado que resulta complejo colocarles compresas húmedas para facilitar el drenaje de los mismos. En cualquiera de los casos y ante las dudas, lo más aconsejable es consultar con el médico de cabecera cada caso particular.

Te puede interesar