Menú
Jabón de Alepo: propiedades y beneficios
Jabón de Alepo: propiedades y beneficios

TRATAMIENTOS NATURALES

Jabón de Alepo: propiedades y beneficios

Las propiedades de este jabón son infinitas: desde la nutrición corporal hasta las capacidades desinfectantes y antiinflamatorias.

Nuestra piel se ve afectada por múltiples factores tanto externos como internos, ya sea por cuestiones genéticas, falta de hidratación, el sol, el estrés, o una dieta poco saludable. Es uno de los aspectos por los que más nos preocupamos y, por ello, existe un amplio abanico de cremas y productos corporales que la intentan mantener joven, nutrida y bonita.

También, al aparecer problemas específicos, como dermatitis atópica, eczemas, o sequedad, también buscamos el producto que nos ayude. Aquí os proponemos uno totalmente natural, suave y que no produce ningún efecto secundario en la piel: el jabón de Alepo. Muchas personas lo han probado y establecido como jabón principal para toda la familia.

Qué es el jabón de Alepo

El jabón de Alepo es un jabón vegetal que se fabrica de forma totalmente natural y artesanal. Se compone principalmente de aceite de oliva y laurel, ingredientes altamente beneficiosos para la piel, aunque podemos emplearlo para un sinfín de usos más.

Un jabón a base de aceite de oliva y laurelUn jabón a base de aceite de oliva y laurel

Su composición libre de conservantes, colorantes, perfumes y cualquier otro producto industrial, le hace perfecto para personas de todo tipo y edades, especialmente aquellas con cierta sensibilidad en la piel o cabello, y que precisan unos cuidados más exigentes. Se le considera el más puro de todos los jabones que existen, es biodegradable y no está testado en animales, por lo que supone un consumo respetuoso con el medio ambiente y de imprescindible recomendación para nuestros cuidados diarios.

Los componentes del jabón son:

  • Aceite de oliva.
  • Aceite de laurel, que le da su agradable aroma, permitiendo el no tener falta de añadir perfumes adicionales.
  • Hidróxido de sodio (NaOH), lo que conocemos como sosa cáustica. Se obtiene a partir, o de la planta "Salsola Kali" o de sal marina, y es lo que endurece el jabón.
  • Agua de manantial.

De dónde viene y cómo se fabrica

Podría decirse que el jabón de Alepo es el rey de los jabones, pues, además de su máxima pureza, es el primero que se ha fabricado sólido en el mundo. Proviene de una provincia situada al norte de Siria, que linda con Turquía, llamada Alepo, que en su lengua significa "Leche Fresca".

Se empezó a fabricar hace 2000 años. Antes, los jabones que se utilizaban eran líquidos y éste fue el primero que introdujo el proceso de saponificación, el cual es necesario para que adquiera su estado sólido. Desde esa fecha hasta nuestros días, el proceso de elaboración del jabón de Alepo se ha mantenido y aunque se ha modernizado, nunca ha perdido la naturalidad y la condición de artesanal, pues los ingredientes son exactamente los mismos.

El jabón de Alepo regenera la pielEl jabón de Alepo regenera la piel

Para su fabricación, de la cual hay aspectos que se mantienen en secreto, primero se hierve en un gran recipiente el agua el aceite de oliva y la sosa cáustica a 200ºC durante una semana, hasta que queda un jabón líquido y espeso, al que se añade finalmente el aceite de laurel. Se extiende en una gran plancha para que solidifique y, una vez duro, se corte en pastillas cúbicas, que tienen un color verde que le otorgan los aceites que lo componen. Éstas son selladas para que se reconozca el origen, fabricante y autenticidad de los jabones.

Después se deja durante 9 meses en un lugar oscuro, fresco y seco para que el secado sea óptimo, adquiriendo un color ocre en su parte exterior y quedando listo para ser vendido. El jabón tiene la particularidad de que, a medida que pasa el tiempo, mejora, por lo que una vez comprado también se puede guardar para que endurezca y se suavice más.

Además, sin perder sus propiedades y naturalidad, hoy en día es elaborado con algunas variedades, por ejemplo, lo podemos encontrar también líquido o en pastillas más pequeñas. Además, también se vende enriquecido con otros aceites, como aceite de Rosa de Damasco, de Jazmín o de Argán, entre otros.

Propiedades del jabón de Alepo

Los componentes del jabón de Alepo tienen propiedades beneficiosas para nuestros cuidados corporales, principalmente la piel, y también el cabello:

El jabón de Alepo proviene de SiriaEl jabón de Alepo proviene de Siria

  • Gracias al aceite de oliva, tiene propiedades nutritivas, suavizantes y regeneradoras en la piel. También evita el envejecimiento y el resecamiento, ya que mantiene mantiene la humedad.
  • Es antiinflamatorio, antiséptico y desinfectante, por lo que previene y combate infecciones. Todo esto es debido a la acción del aceite de laurel, aunque el aceite de oliva también actúa como elemento emoliente, es decir, que calma las inflamaciones cutáneas.
  • Ayuda a la cicatrización de heridas, con capacidad regeneradora y también iluminadora de la piel, por la acción de la vitamina C, que es muy completa y esencial para los cuidados de la piel. Estimula también la síntesis de las proteínas colágeno y elastina.
  • Evita el envejecimiento prematuro de la piel, la mantiene joven gracias a sus propiedades antioxidantes, gracias a las vitaminas A y E que contiene, siendo la primera la que contiene estas cualidades, y la vitamina E quien potencia su acción.
  • Se emplea en el tratamiento de manchas faciales, acné, psoriasis, eczemas, dermatitis y quemaduras cutáneas.
  • Es muy recomendada para pieles secas, rosáceas, delicadas, con alergias y con intolerancia a productos químicos industriales.
  • Regula el cuero cabelludo, por lo que ayuda al tratamiento del pelo graso, y le aporta brillo y volumen.

Cómo y cuándo utilizar el jabón de Alepo

Como podemos ver, las propiedades del jabón de Alepo son múltiples y muy beneficiosas. No solo sirve para el tratamiento de problemas cutáneos, sino también como preventor o simplemente, para mantener una piel bonita y cuidada, pues incluso podemos utilizarla como mascarilla facial.

El jabón de Alepo evita el envejecimiento de la pielEl jabón de Alepo evita el envejecimiento de la piel

Cuando adquiramos este jabón, podemos encontrarlo con varias cantidades diferentes de aceite de laurel. Ésto determina su calidad, pero también el propósito para el que lo utilicemos. Así, un jabón con 12% de aceite de laurel es recomendado para pieles secas y normales, con 20%, para pieles normales y mixtas, y con un 35%, para pieles grasas.

Además de poder usarlo en nuestra higiene y cuidados diarios, tanto corporales, como faciales e íntimos, ese jabón es recomendado para el lavado del cabello. También genera una espuma que se puede emplear para el afeitado facial en hombres, y de piernas o axilas en mujeres, pues no produce irritación en la piel.

También tiene uso para ciertos aspectos del hogar, como el lavado de ropa. Es muy recomendado para personas que sufran irritaciones con sus prendas, y se vende en formato especial para la lavadora. Otro plus que aporta nuestra ropa es que si guardamos en el armario una porción de la pastilla, actúa como antipolillas, y da a la ropa un agradable aroma a laurel.

Te puede interesar