Menú
5 mascarillas caseras de avena para cuidar tu piel
5 mascarillas caseras de avena para cuidar tu piel

PARA HACER EN CASA

5 mascarillas caseras de avena para cuidar tu piel

¿No sabes qué tipo de mascarilla utilizar? Cada tipo de piel requiere un tiempo de mascarilla para que esté siempre perfecta y radiante.

La avena es uno de los cereales más consumidos del mundo. Esto se debe a que es rica en vitaminas y minerales, contiene una gran cantidad de proteínas, grasas insaturadas, hidratos de carbono y ácido linoleico.

Además, es un diurético natural que previene la retención de líquidos, el cáncer y el hipotiroidismo. Y también es una fuente de calcio y ácidos grasos Omega 3. Por todo esto, la avena está considerada como uno de los superalimentos más saludables y fáciles de consumir.

Pero no solo podemos utilizar la avena para llevar una alimentación sana y equilibrada. Este cereal es un cosmético de lo más potente gracias a sus propiedades hidratantes y exfoliantes y podrás utilizarlo para elaborar mascarillas faciales en casa adecuadas para cada tipo de piel. Estas son las cinco recetas básicas para hacer mascarilla casera con avena.

La avena es una superalimento maravilloso para todoLa avena es una superalimento maravilloso para todo

Mascarilla hidratante con avena

Si tienes el cutis apagado, sin luz y algo seco podrás ponerle remedio combinando ingredientes que seguro tienes en casa. Esta mascarilla es para todo tipo de pieles, pero sobre todo para aquellas que buscan un plus de hidratación.

Para hacerla, solo tienes que mezclar el poder regenerador de los copos de avena, con el humectante de la miel y el aceite de oliva. Esta receta casera es muy fácil de preparar y los resultados comienzan a notarse desde las primeras aplicaciones.

Vierte en un recipiente tres cucharadas soperas de copos de avena (mejor si son ecológicos) y tritúralos. Puedes hacerlo con las manos o utilizar la batidora eléctrica. Añade otras tres cucharadas de miel (aquí también es importante que sea miel pura) y un chorrito de aceite de oliva virgen extra. Mezcla todo muy bien hasta que consigas una masa espesa.

Es necesario llevar una buena dieta para tener la cara perfectaEs necesario llevar una buena dieta para tener la cara perfecta

Aplica la mascarilla sobre el rostro. Recuerda que debe estar bien limpio y seco y sin restos de cremas ni maquillajes. Evita el contorno de ojos y déjala reposar durante 15 minutos. Retira el resto de la mezcla con agua tibia y seca la piel con una toalla de algodón y sin frotar para no irritar la piel. Después puedes aplicarte tu crema habitual.

Mascarilla con avena para el acné

Además de la avena, solo necesitas un poco de leche (mejor si es entera) para deshacerte de los antiestéticos granitos. La leche tiene propiedades reparadoras y exfoliantes por lo que resulta ideal para las pieles con tendencia acneica.

Combina en un bol media taza de leche con un par de cucharadas de avena en copos. Después, asegúrate de que tu cara está bien limpia. Puedes lavarla con un jabón específico para tu tipo de piel. Nunca uses el de manos o el que utilizas para la ducha porque son demasiado agresivos para el rostro.

Para aplicar la mascarilla el rostro debe estar bien limpioPara aplicar la mascarilla el rostro debe estar bien limpio

Enjuaga, seca y aplica la mascarilla casera de avena y leche. Deja que actúe unos 15 minutos y después quítatela con agua fría. Utiliza este preparado unas dos veces por semana. Los resultados tardan un poco en notarse pero hay que ser constantes, merece la pena.

Mascarilla antibrillos con base de avena

Ideal para pieles grasas o mixtas (en este caso aplícala solo en la zona T). En este caso necesitas además de los copos de avena, clara de huevo y zumo de limón. Estos dos ingredientes tienen propiedades astringentes.

Mezcla tres cucharadas de copos de avena triturados con la clara de un huevo y tres cucharaditas de zumo de limón recién exprimido. Bate la clara de huevo con la ayuda de un tenedor hasta que quede espumosa y ve agregando el zumo de limón en un hilo sin parar de remover. A continuación añade los copos de avena previamente triturados y mezcla todo muy bien hasta obtener una pasta espesa.

Hay que dejar reposar las mascarillas durante unos minutillosHay que dejar reposar las mascarillas durante unos minutillos

Aplica la mascarilla sobre el rostro limpio y seco evitando el contorno de ojos y deja que actúe unos 20 minutos. Después, enjuaga la piel con agua fresca. Utiliza esta mascarilla casera a diario, antes de irte a la cama. Si tienes un evento especial, aplícala justo antes de maquillarte. Al eliminar la grasa el maquillaje aguantará en perfecto estado durante más tiempo.

Mascarilla de avena para pieles sensibles

Rojeces, descamaciones y reacciones alérgicas a cosméticos. ¿Te suena de algo? Si sufres alguno o todos estos síntomas es que tu piel es sensible. Tranquila porque tenemos la mascarilla de avena perfecta para ti. Te aportará muchos nutrientes y vitaminas, por lo que también es hidratante, pero al mismo tiempo calmará tu piel.

El ingrediente estrella, con permiso de la avena, es la arcilla verde. Un ingrediente natural que surge de la descomposición de las rocas por la acción del viento y que tiene muchos usos en cosmética.

La arcilla verde también será un gran aliado para tiLa arcilla verde también será un gran aliado para ti

Para hacer la mascarilla tienes que poner en un recipiente con un poco de agua mineral un saquito de gasa relleno con los copos de avena. Ata los extremos o coloca un hilo para cerrarlo. Deja el saquito unos dos minutos en el agua hasta que la avena se empape.

Después, ve apretándolo para que salga la leche y deposítala en el mismo bol. A continuación agrega la arcilla verde y, mientras, mezcla todo. Utiliza tanta arcilla necesites para obtener una mezcla espesa. Extiende la mascarilla casera con la ayuda de un pincel o con los dedos y deja que se seque. Cuando esté tirante, aclara con agua tibia.

Mascarilla reafirmante a base de avena

Combate los signos de la edad con un dúo infalible: avena y yogur. Si además les sumas un poco de miel el efecto lifting está garantizado. Pon cuatro cucharadas de copos de avena en medio vasito de agua tibia para que se hidraten.

Con una o dos veces por semana la mascarilla será suficienteCon una o dos veces por semana la mascarilla será suficiente

Cuando hayan transcurrido 10 minutos agrega dos cucharadas de yogur natural (sin azúcar) y otras dos de miel. Mézclalo todo muy bien con un palito de madera o una cucharilla. Cuando hayas obtenido una masa espesa, extiéndela por todo el rostro, salvo el contorno de ojos y espera 15 minutos a que haga efecto. Después, enjuaga con agua fría y seca con cuidado. Aplica tu crema hidratante después.

Todas estas mascarillas se pueden utilizar a diario, pero bastará con que lo hagas una o dos veces a la semana, sobre todo si tu piel es sensible. Incorpora este paso a tu rutina semanal de belleza y pasado un poco de tiempo podrás presumir de un rostro perfecto, hidratado y lleno de luz.

Te puede interesar