Menú
Peinados para hombres con el pelo largo

TIPS MASCULINOS

Peinados para hombres con el pelo largo

¿Suelto o recogido? Descubre todas las posibilidades que hay en lo que a peinados para hombres se refiere y arrasa con tu look.

El actor Ashton Kutcher presumiendo de melena El actor Ashton Kutcher presumiendo de melena

El pelo largo en los hombres es una opción cada vez más contemplada. Si hace años se asociaba a hombres con un estilo peculiar: rockeros, surfistas, rebeldes, heavies, hippies, bohemios, artistas, etc, hoy en día se ha convertido en un look muy común, sobre todo la media melena o la longitud por los hombros. Se trata de un estilo que da mucha personalidad e interés al hombre, y muchas celebridades lo han probado, especialmente los actores, que nos sorprenden en ocasiones con atractivas melenas por exigencias de sus papeles.

Aunque la melena masculina no tiene la misma variedad de peinados que la mujer, sus posibilidades van mucho más allá de la dicotomía suelto-recogido, y da mucho juego para crear diferentes looks: más formales, más desordenados, para el día, la noche... A su vez, esto dota al estilo personal de un toque moderno y cuidado.

Peinados para hombres con pelo largo

El peinado que elija un hombre dependerá de la ocasión en la que quiera lucirlo y del tipo de corte que tenga. Los productos para el pelo permiten, a su vez, provocar diferentes efectos en el cabello, haciendo que de vez en cuando el hombre pueda llevar un look totalmente distinto al acostumbrado. Por ejemplo, la espuma dará ondas y volumen a cabellos lacios, el secador la plancha alisará al pelo rebelde, y la cera y geles mantendrán a cualquier peinado inmóvil.

Pelo suelto

Para el hombre con media melena está de moda el look despeinado. Así, un look para llevar en la vida cotidiana, tal como ir al trabajo o a tomar algo, no es necesario dedicarle mucho tiempo al peinado. Ojo, que despeinado no significa desaliñado, por ello ha de verse que el cabello está cuidado.

Brad Pitt y David Janer con el pelo largo Brad Pitt y David Janer con el pelo largo

Para el hombre con pelo ondulado, puede optarse por poner raya a un lado y peinar el cabello ligeramente con los dedos. Este look se verá optimizado si el corte de pelo está hecho a capas, evitando que haya un exceso de volumen. Para el pelo liso, bastará con una raya al medio y peinarlo detrás de las orejas, como hace Brad Pitt. Con los dedos podemos llevarlo un poco hacia atrás para que la caída por la zona de la frente sea menos rígida.

En los 90 muchos chicos decidieron abandonar temporalmente la tijera, inspirados por el estilo de Kurt Cobain. Para tener un toque grunge, podemos optar por el desorden típico de ese estilo, o ayudar con un poco de cera. Especial para melenas lisas o con ondas amplias y no muy marcadas, haríamos una raya al medio y aplicaríamos un poco de ese producto por mechones pequeños y separados, dando algo más de énfasis a las puntas.

Cuando la ocasión sea más formal, aunque también es una gran opción en el día a día porque se trata de una de las alternativas más atractivas, es peinarlo hacia atrás. No es necesario excederse con el gel fijador y dejarlo completamente peinado y pegado al cuero cabelludo. Con un poco de cera o el mismo gel fijador, puede peinarse con los dedos hasta dar con el punto deseado. Para eliminar el efecto mojado, aplicaríamos primero espuma y luego peinaríamos con un cepillo redondo y el secador, y finalmente un poco de laca. Para el peinado hacia atrás, si el hombre tiene el pelo rizado u ondulado, es una buena opción mantener las puntas con su forma natural, restando así monotonía al peinado y enfatizando esos rizos.

El actor Christian Bale tiene el pelo ondulado El actor Christian Bale tiene el pelo ondulado

Un factor que hará variar cómo resulten los peinados, es la forma en que esté cortado el pelo: recto o a capas (escalado). Cuando se lleva el pelo suelto, el escalado sumará movimiento y vida al pelo y restará monotonía. Es especialmente favorecedor cuando el pelo tiende a ondularse, como se pudo ver a Christian Bale en una época en la que lució melena, y también tiene la ventaja de quitar volumen a las melenas abultadas.

El pelo largo no está reñido con el flequillo. Dependiendo del estilo que más le guste al hombre, puede optar por uno más poblado, o uno más ligero que deje entrever la frente, como hace el actor David Janer, que da vida a Águila Roja.

Pelo recogido

Cuando llega el verano, el sol y las actividades al aire libre, y molesta el pelo en la cara, el recogido y el semi-recogido son los peinados ideales. Al hombre con el pelo bastante largo le quedará mejor una cola sencilla, con raya al medio. Para aquel cuya melena sea más corta, que llegue hasta la zona de los hombros más o menos, un buen recogido es al estilo de Chris Hemsworth, que lo ata también en la parte baja con un pequeño moño. Para que no quede muy tirante, se sueltan unos mechones en la frente, y se pasan por detrás de las orejas.

Chris Hemsworth recoge su pelo con un pequeño moño Chris Hemsworth recoge su pelo con un pequeño moño

En el semi-recogido haríamos lo mismo, pero recogiendo sólo la mitad superior del pelo. Ataríamos esta parte del cabello con una goma, y quedaría debajo la melena suelta. Es un peinado más favorecedor en hombres de pelo lacio o poco ondulado. Al igual que en el recogido completo, podemos dejar la parte superior de la cabeza con el pelo más tirante, o menos. Depende de cómo se vea mejor el hombre, pues cualquier opción da un toque formal y ordenado al look.

Cuando el pelo largo está cortado a capas o escalado, también dará diferente toque a los recogidos si se trata de capas cortas, como suele ocurrir en melenas no muy largas. Al recoger el pelo, las capas más superficiales no llegará a la goma, y parte del pelo quedará suelto a los lados de la cara. Este efecto da un toque informal al peinado, y hace que el recogido no sea tan rígido. Con cera o gel fijador se pueden mantener esos mechones más sujetos al resto del cabello.

Cuidados para el pelo largo en los hombres

El cuidado del cabello no ha de ser muy exigente a menos que se noten carencias, por ejemplo, que sea graso, seco o sin brillo y suavidad. El lavado es, generalmente, suficiente si se hace cada dos días, aunque dependiendo de la tendencia a la suciedad o grasa del pelo, se puede lavar a diario, pero con un champú adecuado para no dañarlo. Pueden aplicarse complementos, como un acondicionador (evitando la zona de la raíz) una o dos veces por semana para darle más suavidad o un serum cuando las puntas estén abiertas.

Lo más importante para lucir un pelo sano y fuerte es no utilizar a diario productos como gel fijador, cera o espuma, ni aplicar calor en exceso con el secador o planchas, o incluso el agua. También es recomendable protegerlo de exposiciones prolongadas al sol en verano.

Te puede interesar