Menú
Cómo maquillarse para ir a la oficina
Cómo maquillarse para ir a la oficina

MAQUILLAJE OFICINA

Cómo maquillarse para ir a la oficina

Depende del trabajo que tengamos necesitaremos aplicarnos más o menos maquillaje, pero hay una tendencia que funciona para todos los empleos: el look más natural.

A todas nos gusta vernos bien cuando nos miramos al espejo. Hay algunas a quienes les gusta ir a trabajar sin maquillaje, simplemente porque ya se ven bien o porque no les apetece hacer ese esfuerzo. Sin embargo, hay muchas otras que prefieren maquillarse un poquito para tener más buena cara y sentirse mejor.

Make up aconsejable

Para conseguir el make up perfecto para la working girl en la oficina optaremos por un look muy natural. Empezaremos por lavarnos bien la cara por la mañana con agua y jabón. La secaremos bien eliminando la humedad y nos pondremos la crema hidratante que mejor se adapte con nuestra piel. Ten cuidado de no escoger una crema demasiada grasa si tienes la piel grasa, puesto que haría que tu piel brillase más de lo recomendado bajo los fluorescentes de la oficina.

Una vez nos hayamos aplicado la crema nos podemos poner una crema BB, es decir, una base de maquillaje también hidratante y mucho más natural que aquellas que tienen un efecto más grueso. Este make up es perfecto para la working girl, ya que le da un efecto natural y mucho más fresco durante el día.

Si queremos tapar algún granito o imperfección nos aplicaremos un poquito de corrector del mismo tono que la BB encima de la zona que queremos tapar y lo extenderemos con pequeños golpecitos con el dedo anular. Recuerda aplicarte la crema BB también por el cuello si no quieres que el maquillaje adquiera un efecto máscara y sea demasiado obvio que llevas make up.

A continuación procederemos a ponernos un poco de corrector bajo los ojos para disimular levemente las sombras o las ojeras. Extenderemos siempre el make up hacia abajo con el dedo anular de modo que el maquillaje quede mucho más natural.

Una vez tengamos la base de la piel preparada nos haremos una fina rayita con un un lápiz negro sobre el párpado superior, bien cerca de las pestañas, de modo que este make up sirva para crear un efecto de pestañas más frondosas cuando nos apliquemos un poquito de rimmel por las superiores. Intenta no aplicártelo en las inferiores, puesto que será un look demasiado atrevido para una working girl.

Después nos aplicaremos un poquito de colorete, de un color natural ya sea coral, rosa o melocotón según el tono de nuestra piel, sobre la parte más alta de nuestro pómulo y finalmente nos aplicaremos un poco de pintalabios de un color natural para completar un look perfecto para la oficina.

Make up prohibido

Lo que nunca debes llevar en cuanto make up a la oficina es: una base de maquillaje más oscura o más clara que tu tono de piel y demasiado espesa, exceso de corrector, sombra de ojos de colores llamativos, rimmel en exceso o pestañas postizas, coloretes de colores llamativos o un contouring demasiado exagerado y pintalabios de colores fucsia, marrones oscuros o anaranjados.

La excepción a lo prohibido

Sin embargo, existen excepciones a todo este make up prohibido para las working girls. Hay quienes sabrán aplicarse una sombra de ojos llamativa de un modo elegante y compensando el resto del make up de su rostro de un modo natural.

Para las mujeres de más de 40 años un rojo mate en los labios con el resto del maquillaje muy natural les puede dar un look muy elegante y sofisticado. El gloss de labios no está tampoco nada mal para el verano, cuando le queremos dar un toque más jugoso e infantil a nuestro make up. Pero mientras sepas hacerlo con elegancia y naturalidad tu make up en la oficina será siempre un acierto para la perfecta working girl.

Te puede interesar