Menú
CoolSculpting: ¿en qué consiste esta técnica?

TECNICA DE ELIMINACIÓN DE GRASA

CoolSculpting: ¿en qué consiste esta técnica?

El CoolSculpting es una técnica de eliminación de grasa por medio de un proceso de enfriamiento controlado. En Bekia Belleza te contamos todo acerca de este sistema.

Con esta técnica podrás perder la grasa que te sobra Con esta técnica podrás perder la grasa que te sobra

Con la llegada del verano, uno de los temas que más preocupan es la eliminación de toda esa grasa y michelines que hemos ido acumulando durante el año. Aunque hacer ejercicio y llevar a cabo una dieta saludable es la opción más recomendada por los médicos, lo cierto es que en muchas ocasiones la cosa se complica y a más de una se le pasa por la cabeza la posibilidad de pasar por el quirófano aunque, como cualquier cirugía invasiva, esta opción tenga sus riesgos.

Pero, ¿sabías que existe una nueva técnica que permite eliminar la grasa acumulada sin necesidad de pasar por quirófanos? Se trata de 'CoolSculpting', un tratamiento de tecnología no invasiva basada en el enfriamiento controlado.

El frío: un aliado para adelgazar

Aunque este tratamiento no sustituye a la cirugía, sí que es una alternativa a esta que ofrece resultados más que satisfactorios y que se utiliza para reducir aquellas zonas de grasa que no se pueden eliminar ni con dieta ni con ejercicio. En concreto, se utiliza para eliminar la grasa localizada en el abdomen, espalda, cara interna de los muslos y flancos.

Es útil en muchas partes del cuerpo Es útil en muchas partes del cuerpo
El 'CoolSculpting' elimina las células de grasa con un proceso que funciona de la siguiente forma: a través de la aplicación de frío durante un periodo de tiempo sostenido, las células de grasa se congelan y cristalizan hasta que poco a poco entran en un estado de muerte apoptótica. Por ello el proceso recibe el nombre de 'apoptosis inducido'.

El tratamiento suele durar entre una y dos horas, durante las que se aplica frío al paciente. Además se trata de un proceso muy sencillo que no requiere ingresos ni reposo, por lo que tras recibir el tratamiento la persona puede seguir con su vida normal.

Resultados definitivos a medio plazo

El cuerpo elimina de manera natural y gradualmente las células muertas de grasa, por lo que los resultados se van haciendo visibles a partir de la tercera semana, fecha en la que al menos un 20% de la grasa ya ha desaparecido, y en los meses posteriores. Durante esos días, el paciente va viéndose más y más delgado hasta apreciar el resultado final, visible a los dos meses.

Por otro lado, estas células no se vuelven a regenerar por lo que sus efectos son definitivos. Además, la zona en la que se realizado el tratamiento no muestra signos de lesión a largo plazo.

En cuanto a los resultados clínicos propiamente dichos, se encuentra la liporreducción, la reducción global del número de células grasas y un efecto acumulativo si se repite el tratamiento.

La técnica fue patentada por el Hospital General de Massachussets y es tan efectiva que ya se ha implantado en España. Podemos encontrar clínicas que practican este tratamiento en Madri y Bilbao.

Te puede interesar