0

BRONCEADO UNIFORME

Prepara tu piel para el sol: exfoliante corporal casero de frutas

Consigue un bronceado uniforme con una exfoliación a base de frutas y sin salir de casa.

prepara piel verano
Prepara tu piel para el verano
La exfoliación es uno de los pasos a seguir imprescindibles antes de tomar el sol. Si ya te estás preparando para ello, debes saber que antes de nada, es necesario renovar tu piel para eliminar las células muertas para darle un brillo natural a nuestra piel y para conseguir que los rayos del sol penetren mejor y coloreen tu cuerpo uniformemente.

La piel se renueva aproximadamente cada 28-30 días. La exfoliación por lo tanto es un tratamiento totalmente natural. Además de activar la circulación, suavizamos la piel y, lo más imortante, la regeneramos. Podemos realizar este proceso por lo menos una vez por semana, eliminaremos impurezas y conseguiremos una piel mucho más uniforme, además es posible hasta conseguir retrasar el crecimiento del vello.

Antes de tomar el sol es necesario realizarnos una buena exfoliación para broncearnos más rápido y, lo más importante, para que nuestra piel no se quede 'a manchas'. Si vamos a utilizar un autobronceador debemos exfoliar la piel por la misma sencilla razón.

exfoliante casero de fresas
Exfoliante casero a base de fresas

Exfoliante de fresas casero


Podemos realizar este proceso sin salir de casa y de una manera de lo más natural siguiendo la siguiente receta:
-Corta ocho fresas maduras y haz un puré con ellas.
-En un tazón vierte dos cucharadas de aceite de aguacate.
-Haz un puré con pepino sin quitarle la piel ni las semillas.
-Agrega cuatro cucharadas de éste puré al tazón con las dos cucharadas de aceite de aguacate.
-Añade a la mezcla el puré de fresas.
-Espolvorea tres cucharadas de harina de arroz en la mezcla y aloe vera para formar una pasta suave.

Comienza con una ducha de agua caliente para ayudar a que la piel se reblandezca. Ahora sólo tienes que frotar las partes del cuerpo que desees con el preparado. Puedes utilizar las manos o bien una esponja o un guante de crin. Aplícalo mediante suaves movimientos circulares y ascendentes. Empieza por los pies, tobillos, piernas, continúa con las manos, brazos y hombros, para terminar por último con el torso. Déjalo actuar durante 15 minutos y enjuágalo con agua.

El resultado no depende la fuerza con la que frotes sino de la regularidad con la que lo realices. Tampoco es necesario que el exfoliante sea muy rugoso. Los granos demasiado gruesos pueden provocar lesiones microscópicas que irritarán la pie sobre todo cuando se trata de una exfoliación facial.
S. Fernández Viernes, 01 de Junio de 2012

COMPARTE

 
 
 

COMENTARIOS

¡Comenta en Bekiabelleza.com!

Nos encantaría conocer tu opinión. Puedes comentar en Bekia Belleza rellenando el formulario o bien registrando un nombre de usuario para todos tus comentarios Conéctate o haz clic aquí para registrarte.

 

Nombre:

E-mail:
(no se publica)

Comentario:

Introduce las palabras del cuadro:

 
 

BEKIA EN TU EMAIL

 

Introduce tu email para recibir el boletín diario con todas las novedades de Bekia.